No es ‘Primavera valenciana’ sino nihilismo nietzscheano

Publicado: 24 febrero, 2012 en Pensamiento

La crisis de sentido avanza imperturbable por las calles de nuestra ciudad en forma de muchedumbre. Día a día se comprueba que el nihilismo amenaza al individuo, a la sociedad y a sus instituciones. Mancillado el matrimonio, a la espera de que se dictamine la constitucionalidad de la unión homosexual, que premia a quienes practican un determinada práctica sexual, ahora le toca el turno a la escuela pública, secuestrada en Valencia por la ideología que durante ocho años sembró el obscurantismo mediante el narcótico más peligroso, Educación para la Ciudadanía. Jóvenes utilizados a modo de instrumento actúan sin ley imponiendo con indecencia los deseos de una ideología que procede al margen de la política y del bien común, asumido mediante vías democráticas.

El permisivismo se instaura en la sociedad creyéndose la muchedumbre con la potestad de imponer sus reglas con vigor de ley. Esto es así porque no se asume nada como verdadero, porque no se aprecia nada con sentido profundo. Así quedan los derechos humanos al arbitrio de la voluntad, la moral defenestrada y el bien común, que se alcanza mediante la política, secuestrado por la ideología. Qué ironía. La mano de un joven alza el mesiánico Zaratustra ignorando la poca estima que otorga a la educación. Este joven encarna el hombre masa de Nietzsche, que no debe recibir ninguna formación sino restar al servicio de la especie superior con el fin de que ésta alcance su cometido.

El joven de la primavera de Valencia no defiende sus intereses sino que es gregario de la ideología a la que rinde vasallaje. Ignora, pues, la esclavitud en la que se encuentra porque desde su tierna infancia no es formado como persona, no se busca que su mente se eleve a un plano superior, sino que de él lo único que se pretende es que sea un buen ciudadano, miembro de un virtuoso rebaño para la ideología. No es persona sino un instrumento al que se lanza a la acción, cuyo sacrificio no importa si es para el beneficio de su amo.

Quién hace bandera de Nietzsche, salvo ignorancia, es porque guarda tan poca estima a la democracia, y todo lo que representa, como el autor. El filósofo de los paseos por Sils-Maria detesta la igualdad de los derechos, el sufragio universal y el parlamentarismo en cuanto que representan, desde su lógica, el imperio de la mediocridad y la tiranía de los hombres inferiores. ¿Es esto lo que representas joven de la primavera? ¿El poder de la minoría, de la ideología que sirves, conquistado por cualquier medio, incluso mediante la lucha y la violencia?

No es la primavera sino el imperio del nihilismo quien progresa caudaloso por las calles de Valencia sirviéndose de una narcotizada infantería de jóvenes que avanza cual Uruk-hai bajo las consignas de la ideología. Una ideología que considera que el sentido del hombre es la de ser un instrumento al servicio de ésta, porque es ella la que confiere sentido a una realidad carente de sentido y valor, de propósito y fin. Qué perversa la mentalidad nihilista porque hace apostolado de la inanidad y de la ausencia de un fin teleológico que otorga sentido y plenitud a la persona.

Fotografía: Fotoreales.blogspot.com

Anuncios
comentarios
  1. Sigfrid dice:

    Brillante como siempre. Lo que no sé es si ese joven que ahora está en la calle será capaz de responder a la pregunta.

  2. Maite dice:

    La calle, la barbárie entiéndase, no puede marcar el rumbo. Los españoles, libremente, hemos escogido democráticamente un gobierno que no puede ser prisionero de las tropas de la oposición.

  3. Saludos Sigfrid. Lamentablemente no puedo respoder afirmativamente a tu pregunta. Gracias por comentar.

  4. Saludos Maite. Es el imperio de la sinrazón. El nihilismo lleva a ello, a la voluntad de poder sin respetar ninguna norma ni ningún valor porque no los hay. Gracias por comentar.

  5. Jaume dice:

    Genial Joan, muy buen artículo.

    Mira que he encontrado: Los terroristas callejeros de la “primavera valenciana” siguen un “manual de lucha” calcado de los utilizados durante años por los cachorros etarras de Jarrai y Segi

    http://www.paisvasco-informacion.com/2012/02/los-terroristas-callejeros-de-la.html#comment-form

  6. Saludos Jaume. Menuda sorpresa si es cierto. Lo he puesto en twitter. Gracias por comentar.

  7. Anonimo dice:

    Eres un facha

  8. Este asunto me está tocando de cerca (además de que me está tocando los ejem), ya que ahora mismo estoy en Valencia. Te puedo asegurar, Joan, que visto de cerca, como ciudadano que pasa por la calle de la manifestación, la impresión de rebaño y de ideologización es inmensa. Al margen de la honestidad o deshonestidad de su reclamo (es cierto que en Valencia hay precariedad económica, pero también es cierto que hacer lo que hacen no les lleva a nada más que a conseguir el apoyo de Público y de los fanzines anarquistas), eso no se hace. Se respira un desagradable tufo a ideología y a pereza intelectual engatusada por el pensamiento único. Me da vergüenza que esté ocurriendo en mi ciudad natal, la verdad.

  9. Saludos hermano Maximiliano, gracias por comentar.

  10. Anónimo dice:

    Comprendo lo que dices, en parte llevas razón, es un buen artículo. Sin embargo, duele leer “Mancillado el matrimonio, a la espera de que se dictamine la constitucionalidad de la unión homosexual, que premia a quienes practican un determinada práctica sexual”. Y tú hablas de ignorancia, ¿acaso consideras la homosexualidad una simple práctica sexual? Eso sí es ignorancia. Y hablas de permisivismo, pero olvidas que la muchedumbre tiene derecho a dar su opinión, del mismo modo que tu lo haces en este blog, y las opiniones no deben callarse con violencia. Si son ignorantes, o luchan como borregos, entonces sus peticiones deberían ser tratadas con indiferencia, pero de ninguna manera con represión y violencia.
    Gracias, un saludo.

  11. Saludos Anónimo.

    Evidentemente estoy en contra de todo acto de violencia, proceda de quien proceda. Respecto a las uniones homosexuales no estoy en contra de su existencia. Las personas pueden unirse con otras por los motivos que consideren más oportunos. No obstante no considero legítimo que una determinada unión cuya esencia es la práctica sexual entre dos personas del mismo sexo, goce de los mismos derechos y obligaciones que el matrimonio y, al mismo tiempo, suponga un agravio con respecto a otras formas de unión.

    Muchas gracias por su comentario.

  12. […] No es ‘Primavera valenciana’ sino nihilismo nietzscheano. Valora esto: Share this:FacebookTwitterCorreo electrónicoMe gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta esta post. […]

  13. Ocaso dice:

    ”Qué ironía. La mano de un joven alza el mesiánico Zaratustra ignorando la poca estima que otorga a la educación. Este joven encarna el hombre masa de Nietzsche, que no debe recibir ninguna formación sino restar al servicio de la especie superior con el fin de que ésta alcance su cometido.”

    Menudo despropósito de afirmaciones. Poca estima a la educación? Hombre masa? Servicio a la Espécie superior? Usted habra leido algo de las obras de Nietzche, pero con la mirada sucia y condicionada.
    Salutaciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s