¡Déjame vivir!

Publicado: 25 junio, 2011 en Aborto

Viviane Reding, vicepresidenta de la Comisión Europea y miembro del Partido Popular europeo, dice que las iniciativas en defensa de la vida del nonato del gobierno húngarono representan los valores de Europa”. Desde luego no sabemos a qué valores se refiere, lo que sí es diáfano es que esta señora y la UE representan aquella ideología que ve en el aborto un derecho del ser humano. El Ministerio de Familia y Juventud del gobierno húngaro ha puesto en marcha una campaña bajo el lema Hadd Éljek! (¡Déjame vivir!) para la defensa y promoción de la vida. En el cartel publicitario se ve la silueta de un bebé en el seno materno que se acompaña con la cita: “entiendo que no estés preparada para tenerme, pero prefiero que me des en adopción. ¡Déjame vivir!

No debería despertar la menor duda pero no todos tenemos claro que la dignidad de la persona – y su derecho a la vida – es algo real y no ficticio, sujeto a intereses espurios, ya sean ideológicos, jurídicos o económicos. La dignidad de la persona humana, de toda persona desde el momento de su concepción hasta el instante de su muerte natural, proviene de su estatuto ontológico y trascendente que mana del Absoluto, quien otorga el ser al hombre mediante un acto creador, libe y amoroso. Sin duda, el ateísmo – y aquellos que no viven realmente su fe cristiana – no duda en sustraer la idea de dignidad humana de su fundamentación. Es hora de empezar a dejar evidente que la vida y la dignidad de la persona no es un logro ni una conquista reservada a determinados hombres y mujeres sino una verdad derivada del modo de ser humano: lo único que se puede y debe conquistar, ante el actual estado de la realidad del hombre, es el valor y la dignidad del ser humano por parte de la sociedad.

El embrión, el feto, el nonato – ya lo he dicho muchas veces en Opus Prima – no es un ser humano en potencia, ya es un ser humano desde el momento mismo de su concepción: las personas se desarrollan pero nunca se transforman en una persona, la persona es resultas de una generación y no de un cambio (R. Spaemann, Persona y derecho y Lo natural y lo racional. La señora Reding, como cristiana que se reconoce, debería reconocer que la dignidad del ser humano, de toda persona, se fundamenta en cuanto que es creado a imagen y semejanza de Dios (Gn 1, 26). Por tanto, toda persona debe ser tratada con dignidad. El interés por construir un mundo sin Dios merece la respuesta de una vida orientada hacia grandes ideales, a no resignarse ni a institucionalizarse en la inanidad. El hombre puede aspirar a todo porque está llamado a alcanzar lo más alto, su perfección, que es mucho mayor y más valioso, en cuanto que es el bien mayor, que una vida plagada de dinero, éxito y otras contingencias. Las personas necesitan que se les ayude a descubrir su verdadero fin: el auténtico sentido de la vida, que pasa por seguir a Cristo.   

Entradas relacionadas:

Abortar es un ‘valor’ de gente bruta.

Anuncios
comentarios
  1. Ferran dice:

    El inicio del segundo párrafo es importante. En mi parroquia existen no pocos feligreses de acuerdo con determinados supuestos de la ley del aborto. ¡Si los católicos ya no tenemos claro lo que es fundamental cómo cristianizaremos y llevaremos el anuncio al mundo!

  2. Jenny dice:

    Los húngaros están mal de la quijotera. ¡Qué es eso de una constitución fundada sobre los valores cristianos! ¿Se han vuelto majaras? Ninguna constitución, del país que sea, al menos si son países democráticos, debe consagrar el valor de la vida y a protegerla desde la concepción. No se puede, porque eso es una imposición fascista. La vida no es tan importante… basta pasear por España donde existen clínicas en las que se asesina a personas humanas que aún están en el vientre de sus madres.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s