‘Lánzate’ por el pueblo birmano que padece la mayor dictadura militar vigente

Publicado: 26 octubre, 2010 en Ayuda humanitaria

El pasado 16 de octubre Hnin Wai, miembro de Burma Campaign, saltó al vacío con el fin de recaudar fondos para los presos políticos en Birmania. A día de hoy se llevan recaudadas 8.500 libras.

 

Como ya he contando en Opus Prima, Birmania padece desde hace casi cincuenta años la que hoy en día es la dictadura militar más perversa del mundo. Los estragos que ha causado a la población son cuantiosos. Mientras el 75% de la población vive por debajo del límite de la pobreza el régimen no tiene inconveniente en gastar la mitad de su presupuesto en material militar. El índice de analfabetismo entre la población tiene relación directa con el presupuesto de educación más bajo del mundo, que es del 1%. La población infantil es la que vive en peores condiciones. Uno de cada tres niños menores de cinco años padece desnutrición y uno de cada diez muere antes de llegar a esa edad.    

Ante esta situación casi irreversible los birmanos son la población que mayor ayuda internacional requiere, no obstante, uno es testigo de la relativa indiferencia, al menos en España, que se dispensa ante esta funesta realidad.

 

La causa directa de esta triste situación es la dictadura militar, ya que Birmania cuenta con recursos naturales suficientes – gas natural, piedras preciosas y materias primas – para abastecer dignamente a sus habitantes. Desde 1962 se cuentan por miles los birmanos que se han visto obligados a huir a la jungla o a otros países como refugiados políticos. Pero de entre toda la población, las minorías étnicas son las que peor malviven abandonadas a su suerte en las zonas rurales.

 

Como ya he informado, el próximo 7 de noviembre se celebrarán unas falsas elecciones democráticas con las cuales el régimen quiere mostrar una imagen más suave a la comunidad internacional. Uno de estos ‘grandes’ cambios es la retirada de los uniformes y la constitución de un Parlamento ‘democrático’ cuyos escaños estarán ocupados por militares vestidos de traje y corbata. Son unas falsas elecciones porque la Junta Militar se ha encargado de eliminar, por distintas vías, a toda la oposición a excepción de la clase alta que tendrá su pequeña representación en el Parlamento a cambio de financiar a la dictadura. Una de las personas que no podrá concurrir a las elecciones, por haber estado encarcelada, es la premio Nobel de la Paz, Aung San Su Kyy, la que a la postre es la principal líder de la oposición y que desde el 24 de octubre de 1995 está injustamente encarcelada.

 

Aung San Su Kyi saldrá en libertad el próximo 13 de noviembre, pero hay quien teme que la detención podría extenderse o bien que su libertad tendrá una serie de nauseabundas condiciones. Desde Burma Campaing se ha abierto una ventana de ayuda para exigir a Ban Ki-moon, Secretario General de las Naciones Unidas, a que haga más de lo posible para asegurar la liberación de la Premio Nobel. Por otra parte, la mayoría de los gobiernos democráticos occidentales apoyan el establecimiento de una Comisión de las Naciones Unidas para que se investiguen los crímenes de guerra y contra la humanidad perpetrados por la dictadura birmana. En la lista de países a favor de esta comisión se encuentran Francia, Irlanda, Reino Unido, Australia, Canadá, Nueva Zelanda, Países Bajos, República Checa, Eslovaquia, Hungría y Lituania. ¿Por qué países como España no secundan esta justa intención en pos de los derechos humanos?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s