El Gobierno de Zapatero liquida la filosofía y la ciencia de la Educación

Publicado: 27 septiembre, 2010 en Ciencia, Educación, Filosofía, Política

Corren malos tiempos para la razón y no porque se haya dejado de pensar, sino porque alguien, el Gobierno de España, no quiere que se piense. Esta es una primera conclusión al comprobar que la asignatura de Filosofía pierde una hora en el presente curso académico de Bachillerato, quedándose con dos horas a la semana. El Mundo de Sofía necesita, como el de Fantasía, de un Bastian que la rescate del ostracismo. Para más sarcasmo, Filosofía y Ciudadanía, su nueva nomenclatura, pierde toda su clásica y lógica reflexión para deambular en el terreno ideológico del dogmatismo de Zapatero, Aído y Zerolo. Pero si esto ya produce grima, la hecatombe llega con la Selectividad, donde los estudiantes pueden decidir con libertad no examinarse de filosofía.

 

Con este guisote se manda, desde el Ministerio de Educación, un mensaje claro a las nuevas generaciones de… inocentes borregos: “pensar y tener criterio no sirve para nada, mejor mastúrbate”. Haremos bien con seguir la recomendación de Berlusconi de no leer la prensa escrita porque pronto recogerán resultados de informes sobre la educación española que la situarán en la cola, junto a los países del Tercer Mundo con un poco de fortuna, calificándola de bazofia ideológica. Pero esto no es todo sino que la ideología socialista mancha el programa académico con la hilarante asignatura de Ciencias para el Mundo Contemporáneo. Si la filosofía está con la soga al cuello la ciencia no tiene un camino más plácido. Con esta asignatura se pretende matar dos pájaros del mismo tiro. Por un lado se centra en cuestiones que competen a la filosofía por lo que los alumnos necesitaran de una reflexión que se ha visto reducida en una hora; por otro lado, no aporta una auténtica formación científica, pues escapa de todo formalismo académico para que pueda ser “entendible” tanto para los alumnos de ciencias como de letras; aunque es más sencillo decir para los alumnos analfabetos y adoctrinados.

 

Llegados a este punto con la filosofía, convertida en ideología, y la ciencia, en mera divulgación, la educación se convierte en el mayor homenaje a nuestra imbecilidad. Sólo falta recordar a la ministra fardando, al igual que su adalid con la crisis, de que en poco tiempo España estará a la cabeza de Europa en nivel cultural y educativo. Sin embargo no podemos resignarnos, pues este no puede ser un combate perdido, al menos que no seamos un país de simpáticos idiotas.   

Anuncios
comentarios
  1. Mi más sentido pésame, y mi más auténtico temor. Y es que aquí tenemos la habilidad de copiar todos los malos pasos de la “madre patria” y etiquetarlos como logros del “primer mundo”.
    Esto que les pasa a Uds., es, para nosotros, un aviso de lo que podría venir.

  2. Saludos Milkus. Esperemos que no ocurra lo mismo y que aquí y allí se haga lo posible para evitar esta trágica situación. Muchas gracias por comentar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s